Neil Harbisson, el primer cíborg

La unión psicológica entre la tecnología y el ser humano, o lo que concretamente es la unión entre la cibernética y el organismo, ya está aquí: es lo que conocemos como un cíborg.

A todos nos vienen a la cabeza imágenes de la película de terminator, cuando pensamos en humanos y robots al mismo tiempo, o no? Bueno, este caso no es exactamente así, os vamos a contar quien es Neil Harbisson.

cyborg_terminator

Neil Harbisson, músico y artista, es el primer hombre que ha sido reconocido legalmente como un cíborg, y en este caso la ficción ha superado a la realidad.

Allá por el 2004 fue cuando consiguió que la administración británica aceptara su foto con el ‘eyeborg’, un dispositivo que el mismo ha diseñado y que ha conectado a su cerebro, para así poder renovar el pasaporte.

El eyeborg consiste en un sensor y una antena que envían señales a un chip implantado en su cráneo y este chip convierte las frecuencias de luz en vibraciones para que sea capaz de escuchar los colores.

Hasta que no comenzó a utilizar este dispositivo Harbisson no sabía lo que era percibir el color, ya que posee una extraña enfermedad congénita llamada acromatopsia, la cual limitaba su visión al blanco y negro.

neil_harbisson

Neil destaca porque ha hecho de su peculiar percepción un objeto artístico y una causa de lucha. Artísticamente compone música traduciendo los colores en sonidos, y también pinta cuadros realizando el camino inverso.

Ha creado la ‘Cyborg Foundation’ que es una organización que defiende el derecho de los humanos a convertirse en ciborgs incorporando tecnología a nuestros cuerpos. Actualmente, están reclutando personas que quieran convertirse en ciborg en los próximos 12 meses para con ellos experimentar y poder crearles tres tipos de sentidos que denomina: el sentido denominado retrovisión, el sentido eléctrico magnético y la oreja infrasónica. Os dejamos un vídeo donde lo explican muy bien.

Mientras su sueño se convierte en realidad, Harbisson continúa experimentando con su ‘eyeborg’, ya que gracias a la conexión vía satélite de la antena puede recibir sonidos del espacio exterior y ver los colores que hay allá afuera, también tiene la posibilidad de conectarse a Internet y percibir colores de cualquier lugar del mundo.

Harbisson cree que en un futuro cercano el suyo no será un caso extraño, puesto que la biología tiene limitaciones que podremos suplir con la tecnología y afirma que “todos los humanos estamos en transición de convertirnos en ciborgs”.

ciborgs_y_humanos

¿Tendremos algo de cíborg más de uno de nosotros en el futuro? ¿Qué pensáis? A nosotros nos deja un poco inquietos…

By | 2016-12-02T10:18:58+00:00 13 mayo 2016|Tecnología|Sin comentarios

Deje su comentario